¿Cómo van los proyectos con inversión china en Colombia?

Ciudad portuaria colombiana de Buenaventura (imagen: Sol Robayo)

¿Cómo van los proyectos con inversión china en Colombia?

Hace un año la comunidad de 32 veredas del Departamento del Caquetá en Colombia inició un proceso de resistencia organizada ante el avance de las compañías petroleras en la región. A través de las Comisiones por la Vida del Agua y la Mesa Departamental en Defensa del Agua y el Territorio, la campaña se puso en marcha luego de que el Gobierno Nacional otorgara el contrato Nogal a la empresa Emerald Energy PLC, propiedad de la estatal china Sinochem.

Según el contrato, la empresa se compromete a explorar un área de 239,415 Hectáreas ubicadas en los municipios de Albania, Belén de los Andaquíes, el Paujil, Florencia, Milán, Montañita, Morelia y Valparaíso en el Departamento del Caquetá, con el objetivo de explotar petróleo por los siguientes 30 años.

La comunidad del Caquetá está especialmente preocupada por las afectaciones que este bloque petrolero podría tener sobre el agua en la zona, debido a las malas experiencias que han vivido en el norte del Departamento a raíz del proceso de producción de hidrocarburos que la compañía de capital chino ha adelantado. Por esta razón, la comunidad del sur del Departamento no quiere que dicha empresa siga presente en su territorio.

Actualmente Emerald Energy tiene ocho bloques petroleros adjudicados en Colombia, de los cuales siete se encuentran en la región amazónica, en los departamentos del Caquetá y el Putumayo. Las operaciones de esta empresa han provocado grandes afectaciones sociales y ambientales debido a los incumplimientos de la legislación ambiental y el conflicto con las comunidades indígenas y campesinas. El caso de Emerald Energy es emblemático dentro de los proyectos chinos de energía e infraestructura en Colombia, los cuales se reseñan en el Boletín Inversiones chinas en Colombia: ¿Cómo van los proyectos con participación china en el país?, publicado recientemente por Asociación Ambiente y Sociedad.

A pesar de que la situación del financiamiento chino en Colombia es diferente a la tendencia en alza que se vive en otros países de Latinoamérica, por cuanto aún no han sido otorgados préstamos directos por parte de entidades financieras chinas, el marco de cooperación existente entre los dos países da muestra del creciente interés de la potencia asiática por nuestro país. Este interés creciente se ve reflejado en la constante participación de empresas chinas en procesos de licitación pública en Colombia, y los varios proyectos energéticos y de infraestructura que se han desarrollado o se desarrollan actualmente.

El objetivo de este boletín es describir algunos de estos proyectos, haciendo énfasis en el carácter de la participación china en Colombia y las empresas involucradas. De esta manera se busca que la población pueda tener información clara acerca de hacia dónde se direccionan los intereses del capital chino en el país, qué sectores privilegian y qué empresas están participando de estos proyectos.

Además del caso de Emerald Energy, y del recuento de empresas chinas que participan del sector petrolero en Colombia, en el boletín se reseña el caso de la Termoeléctrica GECELCA 3. El proyecto fue desarrollado por las empresas China United Engineering Corporation y Dongfang Turbine Co, con retrasos de más de dos años y un detrimento patrimonial para la nación de aproximadamente US$600 millones.

En materia de infraestructura el boletín expone los proyectos del Parque Industrial Buenaventura y el Proyecto Productivo Agrícola y Vial en la región de la Orinoquía y la Altillanura. Estas obras buscan, en el caso de Buenaventura revitalizar el puerto a partir de la implementación de un modelo integral de desarrollo industrial, comercial, logístico y social, con el fin de atraer inversión pública o privada y mejorar la calidad de los servicios de comercio exterior. En el caso de la Orinoquia, el objetivo es construir una carretera que atravesará la región buscando transportar productos agrícolas hacia el puerto. Ambos proyectos serían financiados por el Banco de Desarrollo de China, aunque hasta el momento, y de acuerdo con la información suministrada por el gobierno colombiano, ninguno de estos proyectos ha tenido mayores avances.

El último proyecto que presenta la publicación es el caso de la Autopista de Cuarta Generación Mar 2, la cual se constituye en la primera gran obra de infraestructura concesionada a una empresa China en Colombia, y que establece la intervención de 245 km, en los cuales serán construidos 27 túneles y 22 puentes. El proyecto, que sería llevado a cabo por la compañía China Harbour Engineering Company Ltd que es parte de China Communications Construction Company Limited (CCCC), busca conectar los municipios de Cañasgordas y el Tigre, departamento de Antioquia y abrir una nueva ruta hacia el mar.

No Comments

Post A Comment

Captcha: *