La huella de China en el Amazonas no despierta atención en la elección de Ecuador

Tras la denuncia de fraude, la elección presidencial de Ecuador tendrá segunda vuelta (imagen: Andes/ César Muñoz)

La huella de China en el Amazonas no despierta atención en la elección de Ecuador

El domingo 19, Ecuador celebró las primeras elecciones presidenciales desde 2006 en las cuales el actual presidente Rafael Correa no se postuló. A pesar de los retrasos en las declaraciones oficiales, al momento de redactar este artículo ninguno de los candidatos obtuvo los votos suficientes para ganar la elección. El ex vicepresidente y heredero de Correa, por su partido Alianza País, Lenin Moreno, y el ex banquero de derecha Guillermo Lasso ahora parecen estar dispuestos  a enfrentarse a una segunda vuelta el próximo 2 de abril.

Aunque los ocho candidatos de la primera vuelta hicieron campaña en torno a una serie temas, desde el empleo a la corrupción hasta las relaciones internacionales, un tema que los candidatos rara vez abordaron fue el lazo que une a Ecuador – y especialmente a su región amazónica – con la inversión china en petróleo, gas y a  los sectores mineros.

Limitado por la geografía, los lazos políticos y económicos entre Asia y América del Sur han sido históricamente modestos. Pero durante la última década, la relación sur-sur entre estos dos continentes del área del Pacífico se ha fortalecido considerablemente. En particular, la relación entre China y Ecuador se encuentra en pleno apogeo. Pero al mismo tiempo que la relación ha prosperado, ha sucedido lo mismo con la huella ambiental de China en el Amazonas.

La relación entre China y Ecuador comenzó a florecer en el 2008. En ese momento, Ecuador se enfrentó a opciones financieras limitadas tras el incumplimiento de US $ 3,2 mil millones en bonos Brady, durante el 2008, para financiar una importante expansión del gasto del sector público y mantener el funcionamiento de su economía dolarizada. Así fue como encontró en Beijing a un socio dispuesto a contribuir, que en medio de la “Gran Apertura” china, buscó inversiones y recursos naturales más allá de sus fronteras.

Desde el 2010, el Banco de Desarrollo de China y el Banco de Exportación e Importación de China han otorgado 11 préstamos a Ecuador por un total de $ 15.200 millones de dólares en inversiones extranjeras destinadas principalmente a proyectos de energía, infraestructura y transporte. China es ahora el mayor acreedor de Ecuador, proporcionando alrededor del 60% de las finanzas del gobierno. La deuda de Ecuador con China se posiciona actualmente en el 38,7% del PIB. Muchos de estos préstamos se pagarán a través de la venta de petróleo o combustible de la estatal Petroecuador a PetroChina International Co, que compromete en gran medida al crudo ecuatoriano con Beijing hasta el 2024.

Estos préstamos están impulsando un nuevo auge petrolero en las selvas amazónicas del Ecuador. Mientras el costo aproximado para extraer un barril de petróleo pesado y viscoso de la Amazonía es de 39 dólares, su valor promedio en el mercado fue de 35 dólares durante casi todo el 2016. El colapso de los precios del crudo en el 2016 obligó al país a perforar generando una pérdida o simplemente dándole un respiro para poder mantener la producción y así pagarle  a China. A los precios actuales del mercado, Ecuador está ahora obligado a proveer a China casi dos barriles de petróleo para cubrir las obligaciones de los préstamos, en comparación con cada barril de hace apenas un año.

El cumplimiento de los pagos contractuales de préstamos a través del petróleo es  el gran motor de los esfuerzos de Ecuador para la apertura a la perforación petrolera de un nuevo territorio indígena amazónico en estado virgen. En 2015 se firmaron contratos, para la implementación de dos nuevas concesiones petroleras en una zona remota del sur de Ecuador, con Andes Petroleum, una subsidiaria de la CNPC y SINOPEC, convirtiéndose en una medida para asegurar la producción de petróleo a través de la cual Ecuador puede pagar como accionista único de esta sociedad.

Toda esta nueva perforación ha generado impactos masivos en la selva amazónica. Los impactos han sido terribles tanto para su biodiversidad de renombre mundial – las áreas de la Amazonía de Ecuador cuentan con algunas de las tasas más altas de diversidad de especies y endemismo en el mundo – como para sus pueblos indígenas, muchos de los cuales han rechazado los planes de la polémica perforación en sus tierras. Otros, por ahora, decidieron vivir en aislamiento voluntario. Este enfrentamiento entre los  derechos y recursos se ha intensificado en los últimos años en Ecuador y se ha convertido en un punto álgido para la región.

Corrupción en Petroecuador

Mientras tanto, una serie de escándalos de corrupción han afectado al principal socio comercial de PetroChina, la estatal Petroecuador, y podrían afectar a los préstamos existentes o futuros.

PetroChina le prestó a Petroecuador unos US $ 1.000 millones a cambio de 69 millones de barriles de crudo que se pagarán en dos años a una tasa del  7.25%. Pero según revelan los Panamá Papers, el acuerdo le permitió a los intermediarios cobrar una comisión de US $ 1 por barril, obteniendo un desembolso de US$ 69 millones.

En un escándalo relacionado, el gobierno ecuatoriano reveló que los funcionarios de Petroecuador malversaron unos 12 millones de dólares en fondos y contratos de la compañía y ocultaron el soborno en cuentas offshore, incluso en China. Este escándalo condujo a la separación de su cargo del ministro de Hidrocarburos, y a la renuncia y al procesamiento de varios altos ejecutivos de la compañía, y se ha convertido en un tema importante para los ecuatorianos que acudieron a las urnas el domingo.

Minería: la nueva frontera del conflicto

Mientras que la fluctuación de los precios de los productos básicos del petróleo ha dejado a Ecuador tambaleando, el país ha girado hacia el sector minero, haciendo importantes reformas a la ley en un esfuerzo por atraer mayores inversiones. Después de una moratoria de seis años sobre las concesiones, Ecuador emitió varios nuevos contratos de concesiones, de los cuales al menos tres fueron emitidos a empresas estatales chinas.

Estos proyectos se convirtieron rápidamente en una controversia, que terminó por estallar en diciembre de 2016. Tal como previamente había informado Diálogo Chino, el pueblo Shuar, en la frontera amazónica de Morona Santiago, fronteriza con el Amazonas, después de sus infructuosas demandas instaron  a una consulta sobre la expansión de una mina de cobre operada por el conglomerado chino Explorcobres en su territorio originario. En respuesta a las protestas, el gobierno ecuatoriano reprimió duramente a los manifestantes, y los líderes Shuar fueron encarcelados.

El legado ambiental de China en Ecuador

China ha incrementado dramáticamente su presencia en Ecuador a partir de préstamos bilaterales e inversionesen proyectos en la selva amazónica del país. China se ha convertido en un líder mundial en energía renovable reuniendo la mayor capacidad eólica y solar del mundo. Esto se ha visto acompañado de grandes avances en las reducciones de emisiones nacionales y en los nuevos compromisos ratificados en el Acuerdo de París de la 21ª Conferencia de las Partes de la CMNUCC (COP21). Pero es importante considerar de que manera  este liderazgo en el desarrollo sostenible podría verse afectado ante la creciente inversión en proyectos petroleros en la Amazonía, que amenazan la biodiversidad, a los pueblos indígenas y al clima.

La conexión de California

Contrariamente al sentido común, en realidad sólo una pequeña parte del petróleo de Ecuador termina realmente en China. Un estudio de 2016 realizado por Amazon Watch reveló que la gran mayoría, aproximadamente el 80%, del crudo de Amazonía en Ecuador llega a los Estados Unidos y en gran parte a California. De hecho, Ecuador es el tercer mayor proveedor de crudo de la costa oeste de los  Estados Unidos, detrás de Arabia Saudita y Canadá.

Nuevo liderazgo, mismas políticas

Ninguno de los dos candidatos presidenciales que se presentarán a la segunda vuelta el próximo 2 de abril han prometido reformar los acuerdos de petróleo por préstamos, aunque Lasso ha dicho que miraría de cerca los acuerdos y si es necesario intentaría  aumentar las exportaciones de Ecuador a China. Él es conocido  por la facilitación de políticas de estilo neoliberal que favorecen al financiamiento de fuentes como el Fondo Monetario Internacional.

Cualquiera  sea el resultado de la elección, el nuevo presidente tendrá que enfrentar el hecho de que la administración de Correa ha hipotecado el futuro del país.

No Comments

Post A Comment

Captcha: *