UNESCO ignora vulnerabilidad de Sitios del Patrimonio Mundial

Glacial Spegazzini, en Argentina, sobe riesgo por la construcción de una hidroeléctrica (imagen: TomaB)

UNESCO ignora vulnerabilidad de Sitios del Patrimonio Mundial

Un nuevo informe advierte que algunos de los monumentos más emblemáticos del mundo son cada vez más vulnerables a los impactos del calentamiento global y a  la industria del turismo, pero pasa por alto las amenazas que plantea un desarrollo mucho más amplio y la extracción de recursos.

Destinos turísticos populares como Venecia, en Italia; las Islas Galápagos, en Ecuador y la ciudad portuaria de Cartagena, en Colombia se encuentran entre los 31 sitios de los 29 países bajo amenaza a partir del aumento del nivel del mar, el derretimiento de los glaciares, las sequías y los incendios forestales, según establece un informe de la UNESCO, el Programa de Desarrollo de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Unión de Científicos Preocupados (UCS).

Hay más de 1.300 Sitios del Patrimonio Mundial de la UNESCO, que son considerados como lugares con una especial importancia cultural o de significado físico.

“El logro de la meta del Acuerdo de París para limitar el aumento de la temperatura global a un nivel muy por debajo de los dos grados centígrados es de vital importancia para la protección de nuestro patrimonio mundial para las generaciones actuales y futuras”,  sostuvo Mechtild Rössler, director del Centro del Patrimonio Mundial de la UNESCO.

Además de los impactos adversos debidos a un planeta más caliente, la propia industria global del turismo en pleno auge, responsable del 9% del Producto Bruto Interno (PBI) mundial, multiplica las amenazas que plantea el cambio climático, ya que aumenta las emisiones por el transporte y la competencia sobre los recursos como el agua. La infraestructura vinculada al  turismo como hoteles, puertos y aeropuertos genera beneficios económicos para los países en desarrollo, pero añade presiones ambientales a los sitios vulnerables, dice el informe.

Adam Markham, autor principal del informe y director adjunto del Programa de Clima y Energía de UCS sostuvo que las  atracciones turísticas como las estatuas de Isla de Pascua, en Chile, están en riesgo de perderse en el mar debido a la erosión costera. Mientras tanto, muchos de los más importantes arrecifes corales del mundo han sufrido una  decoloración sin precedentes de los corales, debido al cambio climático.

Sin embargo, el informe quizá omita otros sitios notables que se encuentran bajo condiciones de vulnerabilidad ante el cambio climático y, incluso, el arrecife coral más célebres del mundo: la Gran Barrera de Coral de Australia,  se incluyó en una versión preliminar del informe, pero fue retirado de la versión final tras una solicitud del Ministerio de Medio Ambiente de ese país, informó la BBC.

En un comunicado, el Ministerio de Medio Ambiente se quejó que el informe fusionó  los temas de los sitios Patrimonio de la Humanidad y los riesgos planteados por el turismo y el cambio climático. Si los impactos en los sitios significan que ya no exhiben fenómenos artificiales o naturales únicos, perderían su status como un lugar que vale la pena preservar.

En la declaración también advirtieron sobre los efectos que genera una cobertura de prensa negativa sobre la industria turística de Australia.

Uno de los principales sitios protegidos por UNESCO en China –  Los Tres Ríos Paralelos, en la provincia suroeste de Yunnan –  también falla en la obtención de una mención. Esta región contiene las cabeceras de los ríos Nu (Salween),  Mekong y Yangtze (Jinsha),  particularmente vulnerables al cambio climático. Ubicados al borde de la meseta tibetana, cuyo calentamiento es tres veces superior al promedio mundial, lo que puede generar una desertificación generalizada. Las propuestas para construir una cascada de 13 mega represas en Nu también podría poner en peligro el sitio. Los límites de la reserva ya se han desplazado para permitir la producción de  oro a gran escala y la minería del cobre.

El informe señala riesgos acumulativos en los sitios patrimoniales a partir de otros factores, como la falta de recursos para la gestión eficaz, la guerra, el terrorismo, la pobreza, la urbanización, la infraestructura y la explotación de petróleo y gas. Pero falla en no brindar mayores detalles sobre los riesgos que implican otros tipos de proyectos de infraestructura que no están asociados de forma directa a  la industria del turismo.

Por ejemplo, los potenciales impactos de los desarrollos masivos de energía hidroeléctrica en el Parque Nacional Los Glaciares, protegido por la UNESCO en la Argentina están claramente ausentes. Las represas recientemente aprobadas en el río Santa Cruz amenazan los glaciares Perito Moreno, Spegazzini y Upsala de acuerdo con los conservacionistas locales.

El proyecto, que fue planificado  por años y añadirá un 5% a la capacidad energética de la Argentina, recibió la luz verde a pesar del reclamo de los grupos ecologistas quienes denunciaron que no hubo ninguna presentación válida en torno al impacto ambiental.

Según los expertos, el embalse desplazará el caudal del río y erosionará el frente de los glaciares Perito Moreno impidiendo que los icónicos bloques de hielo se rompan, un fenómeno que atrae a miles de turistas cada año.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.